loading…


Veinte países miembros de la OEA acordaron trabajar por Venezuela en los próximos días

Veinte países miembros de la OEA acordaron este martes trabajar en los próximos días por la aguda crisis política y económica que atraviesa Venezuela, lo que podría aumentar la presión regional sobre el gobierno socialista de Nicolás Maduro.

El presidente del Organismo sometió a votación el orden del día, ante la negativa de Venezuela, Nicaragua y Bolivia de continuar con la sesión. Dos países se abstuvieron, 20 votaron a favor y 11 en contra, sobre esos resultados se aprobó la sesión.

Samuel Moncada designado este lunes por la canciller de Venezuela, Delcy Rodríguez, como nuevo embajador de Venezuela ante la OEA, tomó la palabra para manifestar su rechazo a la sesión e hizo hincapié durante la plenaria en que no iba a debatir “tecnicismos”. En ese sentido, expresó que “se pretende incidir en asuntos de Venezuela lo que tildó de “inaceptable”.

El embajador mexicano en la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Alfonso de Alba, propuso este martes que el organismo evalúe la situación de Venezuela al menos cada mes al considerar que en el país hay una alteración “al orden democrático”.

De Alba, al que se atribuye el liderazgo del llamado “grupo de los 15” países preocupados por Venezuela en la OEA, propuso esta medida durante su intervención en la sesión de este martes sobre la situación venezolana pedida a solicitud de su delegación y otras 17.

El diplomático planteó analizar periódicamente, con plazos no mayores a un mes, la situación en Venezuela y la evolución de los distintos esfuerzos de mediación que se den entre el Gobierno y la oposición. Argumentó, además, que el principio de no intervención en los asuntos internos, recogido en la Carta de la OEA y alegado este martes por Venezuela para impedir la sesión, “no puede usarse para encubrir alteraciones al orden democrático” y, “menos”, las faltas de respeto a los derechos humanos.

Otra de las delegaciones que fue contundente en su exposición fue la de Estados Unidos, que representó este martes el subsecretario adjunto para Latinoamérica Michael Fitzpatrick.

El diplomático comenzó agradeciendo a México “su liderazgo” y resumió las propuestas que están sobre la mesa: establecer un grupo de amigos, enviar una delegación a Venezuela para hablar “con todos los involucrados” y una mesa de trabajo que dé seguimiento al tema en la OEA.

Fitzpatrick reiteró la exigencia de liberar “a los presos políticos” de Venezuela, fijar un calendario electoral y respetar las decisiones de la Asamblea Nacional, de mayoría opositora.

A solicitud de 18 países, el consejo permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) convocó a una reunión para “considerar la situación” de Venezuela, luego de que su secretario general exigiera elecciones y la liberación de presos políticos para evitar su suspensión del organismo.

Pero desde que Luis Almagro pidiera la sanción sobre el país petrolero, 14 de los miembros del mayor organismo regional -incluidos Estados Unidos y Canadá- aseguraron que la propuesta del ex canciller uruguayo era extrema y que antes deberían agotarse todos los esfuerzos diplomáticos.

Se necesitaron 18 votos –o mayoría simple- para convocar el debate de este martes. Mientras que para la aplicación de la Carta Democrática deben votar 24 países, o las dos terceras partes.

Comentarios

Comentarios

loading...
Resistencia Venezuela
error: Maduro Chupalo !