Uno de los narcos más buscado del mundo pretendía refugiarse en Venezuela

Fue a principios de febrero cuando las autoridades tuvieron conocimiento del posible paradero del varón, reclamado desde 2013 y en lista de prioridades del instituto armado

Las fuerzas de seguridad han detenido en Bulgaria a uno de los diez delincuentes más buscados por la Guardia Civil, J.S.A., miembro de una importante red de narcotraficantes que había engordado 50 kilos para cambiar su aspecto y evitar ser localizado. El varón estaba huido de la Justicia española y planeaba refugiarse en Venezuela próximamente. Según la Dirección General del instituto armado, fue a principios de febrero cuando las autoridades tuvieron conocimiento del posible paradero de narco, reclamado desde 2013 y en lista de los más buscados.

Con el análisis de la información y en contacto con la Agregaduría policial búlgara en España, se pudo ubicar a este hombre en una zona muy concreta de la ciudad búlgara de Varna, en la que residía desde hacía algún tiempo, aunque tenía previsto abandonarla definitivamente en los próximos días para viajar a Venezuela. Los investigadores barajaban la posibilidad de que además de llevar documentación falsa, portara armas de fuego y hubiera cambiado notablemente su aspecto al haber engordado 50 kilos. Finalmente, fue arrestado.

J.S.A. pertenecía a una organización criminal dedicada a la introducción en España y resto de Europa de grandes cantidades de cocaína procedente de Sudamérica y al blanqueo de capitales. Fue identificado en la operación Gobe, llevada a cabo por la Guardia Civil de Alicante en 2013 y que culminó con la imputación de más de 150 personas.

El detenido ahora tenía como misión buscar objetivos interesados en introducir importantes cantidades de cocaína en España y se encargaba además de recepcionar esos envíos y de recaudar el dinero para pagar la sustancia estupefaciente en origen. Recuerda la Guardia Civil que este cuerpo cuenta con un grupo muy especializado, el Equipo de Huidos de la Justicia de la Unidad Central Operativa (UCO), para la búsqueda de fugitivos.

El pasado año la Guardia Civil detuvo en España a 201 personas reclamadas por órdenes europeas de detención y entrega y por órdenes internacionales de detención, con un aumento significativo sobre las 159 personas de 2017. Destacan como países reclamantes de extranjeros huidos en España los 26 casos de Alemania, los 23 de Rumanía, los 19 de Italia y los 17 de Francia.

Mientras, la Guardia Civil se ha trasladado a varios países para participar en la localización y detención de 24 personas reclamadas por autoridades españolas por delitos cometidos en nuestro país. Colombia, Rumanía, Francia, Argentina y Suecia son los países con más intervenciones de este tipo.

Respecto al Equipo de Huidos de la Justicia de la UCO, han sido 37 las detenciones que ha llevado a cabo del total de las practicadas por la Guardia Civil, de las que 25 han sido por órdenes internacionales y 12 órdenes europeas. Las detenciones se han llevado a cabo por siete reclamaciones de Rusia, seis de España, cinco de Colombia, cinco de Estados Unidos, tres de Italia, dos de Rumanía, dos de Reino Unido, dos de Suecia y uno de Bielorrusia, Irán, Uruguay, Bélgica, Perú, México y Andorra.

Homicidio o asesinato, abusos a menores e integración en organizaciones criminales dedicadas al tráfico de drogas, a las estafas o al blanqueo de capitales son los principales delitos por los que han sido reclamados.

Deja tu Comentario

Comentarios

error: Maduro Coño E Tu Madre!!!