Una familia ha perdido a dos hijos que intentaban llegar hasta Curazao en 18 meses

El dolor de la familia de David Jesús Pérez Vallenilla al no saber nada de él desde el 10 de enero de 2018, cuando se montó en una lancha en busca de llegar ilegalmente a Curazao, se repite 18 meses después con su hermano menor, Anthony José Pérez Vallenilla, ambos desaparecidos, intentando una mejor calidad de vida para los suyos. Así lo reseñó El Pitazo.

Con mucha nostalgia, pero a la vez llenos de esperanza, la familia de los hermanos Pérez Vallenilla, de 19 y 18 años de edad, respectivamente, no deja de soñar con que ambos regresarán a la casa materna, ubicada en el sector Colombia Sur de La Vela de Coro.

Virginia Pérez, tía de los jóvenes, contó que en Venezuela no tienen oportunidad de crecer ni de surgir, incluso recuerda que sus sobrinos solo han dicho que se van de esta manera, pero no cuándo, para no preocuparlos. “Anthony me dijo, tía voy a coronar, tengo dos hijos que mantener y aquí no tengo vida, tampoco me puedo ir para otro lado sin pasaporte”, recuerda, mientras las lágrimas recorren su rostro.

Toda la familia está fuera, regada por el mundo, unos en Panamá, otros en Colombia y la mayoría en Curazao. “Tenemos toda la familia fuera, esto no es una mentira lo que estamos viviendo, es una realidad, lo que ellos ganan no les alcanza ni para comer, a veces solo les sale trabajo dos veces a la semana; ya nada es igual, se van desesperados, buscando una mejor calidad de vida para sus hijos y eso es lo que encontramos”, se lamentó.

La tía Virginia, que los quiere como hijos, asegura que esa embarcación en la que se montó Anthony José no está en el mar, si no hubieran aparecido los cuerpos. “Hay un solo muerto, el que hallaron en Curazao, eso es todo lo que tenemos, no aparece nada, ni ropa, ni un hueso; eran treinta y dos, no puede ser que el mar se los haya tragado y solo haya botado uno”, reclamó.

Continúe leyendo aquí.

Deja tu Comentario

Comentarios

x Logo: Shield
Este Sitio Está Protegido Por
Shield