Reportero gráfico Jesús Medina desde Ramo Verde: Soy un secuestrado político

Noticias
Comparte esta noticia en:

El reportero gráfico Jesús Medina Ezaine, quien se encuentra detenido en la cárcel militar de Ramo Verde -ubicada en los Altos Mirandinos- hizo pública una carta en el que se declara como secuestrado político del Gobierno bolivariano tras el diferimiento de su audiencia preliminar en dos ocasiones.

Por Lisbeth Piñeros / lapatilla.com 

“Hoy envío esta nota al país, para decirles que me han diferido por segunda vez mi audiencia preliminar, el Estado venezolano fijó la fecha para el 10 de enero. Yo estoy claro que ese día me volverán a diferir debido al acto de toma de posesión de Nicolás Maduro Moros, los tribunales juegan al tiempo y al desgaste cuando es una orden y cuando saben que la persona que tienen presa, es inocente. Pedí que se me respete el debido proceso y no lo han hecho ni lo van a hacer. Se me están violando mis derechos fundamentales y mis derechos a la debida defensa consagrados en diferentes artículos en la Constitución de la República de Venezuela, al igual que se me están violando mis derechos humanos (…) Hoy me declaro no un preso político, sino un secuestrado político, debido a que se me han violentado el artículo 2 (…), artículo 3 (…), artículo 5 (…), artículo 6 (…), artículo 7 (…), artículo 8 (…), artículo 9 (…), artículo 10 (…), artículo 11 y 11-A (…), artículo 19 (…)”, escribe Medina Ezaine en la carta publicada en su cuenta oficial en la red social Twitter.

“Al declararme secuestrado político les digo lo siguiente: me pueden inventar y meter todos los artículos del Código Procesal Penal, me pueden dar 30 años de prisión, pero hoy me mantengo firme y con mi frente en alto, no he cometido ningún delito. Venezuela se olvidó de nosotros, pero nuestro sacrificio será la libertad de todo un pueblo. Viva Venezuela libre, carajo. Jesús M. Ezaine”, agrega.

El pasado miércoles 29 de agosto, el reportero gráfico fue abordado por funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) cuando se encontraba en Plaza Venezuela acompañando a dos periodistas internacionales, quienes inmediatamente se trasladaron a la Embajada de Perú ubicada en Caracas.

A Medina se le acusa de cuatro cargos: Instigación al odio, lucro ilegal contra actos de la administración pública, asociación para delinquir y legitimación de capitales.

Deja tu Comentario

Comentarios