Padres de jóvenes asesinados en protestas de 2017 pidieron apoyo

Noticias Portada
Comparte esta noticia en:

“Somos víctimas de un Estado que nos arrebató a nuestros amados hijos, que nos humilla mientras buscamos justicia, una justicia que en Venezuela pareciera imposible”, señalaron 20 familiares en la misiva que enviaron a la ONU

Un grupo de padres de 20 jóvenes asesinados durante las manifestaciones del año pasado contra el gobierno de Nicolás Maduro solicitó la intervención de la alta comisionada de las Naciones Unidas para los derechos humanos, Michelle Bachelet, para obtener justicia debido a la impunidad e inacción de los organismos nacionales ante la muerte de sus hijos.

En una carta enviada a Bachelet el 20 de septiembre, conocida ayer, señalaron que las autoridades encargadas de impartir justicia en Venezuela han tergiversado la verdad de los hechos. Han obstaculizado las investigaciones e impedido identificar o enjuiciar a los culpables de los asesinatos que, según los padres, fueron cometidos por oficiales de los cuerpos de seguridad del Estado y grupos armados afectos al gobierno de Nicolás Maduro.

“Deseamos expresarle nuestro anhelo por alcanzar justicia en el caso de nuestros hijos, jóvenes víctimas de violaciones graves de derechos humanos en Venezuela. Todos ellos fueron asesinados durante las protestas desarrolladas entre abril y julio de 2017”, dice el texto en el que también indican que los jóvenes fueron víctimas del uso sistemático de la “fuerza desproporcionada” de los cuerpos de seguridad que violaron los entandares internacionales en materia de control del orden público.

Afirmaron que han sido “sometidos al sufrimiento diario de tratos crueles inhumanos y degradantes por parte del Estado venezolano, ahora como víctimas directas”, así como a tratos hostiles de los funcionarios asignados a los casos y de las instituciones encargadas de velar por los derechos humanos y de aplicar justicia, quienes al referirse a los jóvenes asesinados en las protestas “los llaman despectivamente guarimberos o terroristas”.

“Somos víctimas de un Estado que nos arrebató a nuestros amados hijos, que nos humilla mientras buscamos justicia, una justicia que en Venezuela pareciera imposible, pues la impunidad es lo que impera en los casos de nuestros hijos desde hace más de un año”, se lee en la carta que fue respondida por Bachelet el 6 de noviembre, y que también fue conocida ayer.

La misiva fue firmada por los padres de Juan Pablo Pernalete, Rubén González, Nelson Arévalo, Luis Guillermo Espinoza, Manuel Sosa, Augusto Pugas, Yoiner Peña, Daniel Queliz, Luis José Alviarez, Eduardo Orozco, Yorman Bervecia, David Vallenilla, Neomar Lander, Miguel Castillo, Leonardo González, Fabián Urbina, Diego Arellano, Armando Cañizales, Jairo Ortiz y Paúl Moreno.

Los firmantes se ofrecieron a dar testimonio a los directivos del Consejo de Derechos Humanos de la ONU y a todo organismo internacional interesado en conocer la historia y las pruebas de las denuncias.

“Antes que nada, quiero expresarles que comprendo el dolor que como familiares sienten por la muerte de sus seres queridos. Sus hijos y familiares se encontraban ejerciendo sus derechos humanos a la libertad de expresión y de reunión pacifica con el fin de buscar un mejor futuro para Venezuela”, respondió Bachelet en una carta,

La alta comisionada de la ONU para los derechos humanos agregó: “Admiro los enormes esfuerzos que ustedes han dedicado para alcanzar la verdad sobre la muerte de sus hijos y soy consciente de los obstáculos que han tenido que enfrentar en la búsqueda de justicia”.

Bachelet se comprometió a mantener el contacto con el grupo de padres y obtener información sobre la respuesta de las instituciones del Estado venezolano a las demandas de acceso a la justicia, verdad y reparación que han hecho los parientes de las víctimas de la represión de 2017.

Informó que el Consejo de Derechos Humanos en una resolución del 26 de septiembre estableció  un mandato para que su oficina elabore un informe sobre los derechos humanos en Venezuela, que será presentado al Consejo en su 41 periodo de sesiones que se efectuará en junio y julio de 2019.


“Admiro los enormes esfuerzos que ustedes han dedicado para alcanzar la verdad sobre la muerte de sus hijos y soy consciente de los obstáculos que han tenido que enfrentar en la búsqueda de justicia”

Michelle Bachelet, alta comisionada de la ONU para los derechos humanos

Deja tu Comentario

Comentarios