¡IMPACTANTE! Difunden video del Dr. José Gregorio Hernández vivo

Ocio
Comparte esta noticia en:

A través de la red social Twitter, a propósito del aniversario 154 de su natalicio, se hizo viral un presunto único registro filmado que se tiene del doctor venezolano José Gregorio Hernández.

LaPatilla.com

En el video, se aprecia al Venerable con su característica indumentaria negra (saco, corbata y sombrero), “acompañado con el Dr. Luis Razeti, que pasa primero que el a un salón de conferencias”, señaló el abogado y profesor universitario Antonio José Vargas Pacheco.

Cosas que no sabías sobre José Gregorio Hernández, “el santo peatón”

En un pueblito de los Andes venezolanos conocido como Isnotú, en el estado Trujillo, nació un 26 de octubre de 1864, el que fuera conocido y ahora recordado como “el médico de los pobres”, el Dr. José Gregorio Hernández.

Aunque popularmente también se le conoce como “el santo peaton”, José Gregorio fue el primero de seis hermanos, hijo de Benigno María Hernández Manzaneda de ascendencia colombiana y Josefa Antonia Cisneros Mansilla, cuyos ancestros provenían de las Islas Canarias, quien fallece cuando él apenas tenía 8 años.

A los 13 años de edad, manifiesta su deseo de estudiar Derecho, sin embargo su padre lo convence de seguir estudios en medicina, la cual lo encaminó en lo que durante toda su vida realizó, el servicio y la ayuda a los demás.

Fue entonces cuando en 1878 emprende el viaje hacia Caracas para seguir con sus estudios, siempre orientado hacia obtener una vasta cultura enciclopédica, por lo que siempre se le encontraba entre libros, mientras los demás muchachos de su época se dedicaban a los juegos y otras actividades lúdicas.

A los 17 años ingresa a la Universidad Central de Venezuela (UCV) a estudiar medicina, siendo el estudiante más destacado con calificaciones de sobresaliente, en los seis años de estudio, mientras compartía su tiempo con trabajos como profesor particular para ayudarse a sí mismo y a sus hermanos.

“En el hombre el deber ser es la razón del derecho, de manera que el hombre tiene deberes, antes que tener derechos”.

Egresa como Doctor en medicina el 29 de junio de 1888, con un vasto conocimiento no solo de las ciencias, sino también de ciertos idiomas como el inglés, francés, portugués, alemán e italiano y dominaba el latín; y tenía conocimientos de hebreo, era filósofo, músico y tenía además profundos conocimientos de teología.

José Gregorio Hernández en medio de la foto. Cortesía de @TempranootraVez
José Gregorio Hernández en medio de la foto. Cortesía de @TempranootraVez

Fue durante su época universitaria cuando José Gregorio fortaleció su carácter cristiano, combinada con una caridad para con los demás que practicó desde el momento en que retorna a su pueblo a trabajar en un pequeño consultorio.

José Gregorio parte para Isnotú en agosto de 1888; desde Betijoque el 18 de septiembre de 1888, le escribe a su amigo Santos Dominici en Caracas:

“…Mis enfermos todos se me han puestos buenos, aunque es tan difícil curar a la gente de aquí, porque hay que luchar con las preocupaciones … que tienen arraigadas: creen … en los remedios que se hacen diciendo palabras misteriosas: en suma;… La clínica es muy pobre: todo el mundo padece de disentería y de asma, quedando uno que otro enfermo con tuberculosis o reumatismo…La botica es pésima…”

Un año más tarde, y por recomendación del Dr. Calisto González ante el Presidente de la República para la época Dr. Juan Pablo Rojas Paúl, se marcha a París a perfeccionarse en ciertas materias experimentales para modernizar la medicina venezolana, y una vez finalizados sus estudios decide tomar otros en Alemania, para afianzar conocimientos sobre bacteriología.

Entre los hechos que se destacan de la labor médica de José Gregorio Hernández podemos numerar:

1)  Se le debe la introducción del microscopio en Venezuela, además de modernizar el Hospital Vargas con valiosos equipos médicos encargados por el gobierno nacional. A su regreso, ingresa como profesor en la UCV para compartir los conocimientos adquiridos en Europa sobre los temas de Histología Normal y Patológica, Fisiología Experimental y Bacteriología.

2) Fue fundador de la primera cátedra de bacteriología en América, por lo que se considera como el pionero e impulsor de la docencia científica y pedagógica en Venezuela, basada en lecciones explicativas, con observación de los fenómenos vitales, la experimentación sistematizada, prácticas de vivisección y pruebas de laboratorio.

Fueron discípulos de Hernández, entre otros, el doctor Jesús Rafael Risquez, quien fue su sucesor en la cátedra de Bacteriología y Parasitología, y Rafael Rangel, considerado como el fundador de la parasitología nacional.

3) Para 1908 decide hacerse religioso y entra al monasterio de la orden de San Bruno en La Cartuja de Farneta cerca de Lucca en Italia, retirándose nueve meses después por motivos de salud y regresando a Venezuela donde se reincorpora como docente en la Universidad Central De Venezuela, mientras ingresa al Seminario Santa Rosa de Lima.

4) Perteneció a la Orden Franciscana Seglar de Venezuela (OFS), en la fraternidad de la Merced de Caracas, en la Iglesia Nuestra Señora de la Merced de los Frailes Capuchinos, realizó su profesión como franciscano seglar, reconociendo en los pobres a la figura de Cristo sufriente, por lo que sirvió a través de sus pacientes.

Así despidió Caracas a José Gregorio Hernández. Foto cortesía de Correo del Orinoco
Así despidió Caracas a José Gregorio Hernández. Foto cortesía de Correo del Orinoco

En el año 1912, el gobierno de Juan Vicente Gomez decide cerrar la Universidad por manifestarse en contra del régimen dictatorial, por lo que vuelve a cesar sus actividades docentes hasta 1916 cuando se funda la Escuela de Medicina Oficina en el Instituto Anatómico en la que forma parte del cuerpo docente.

5) Es autor de trece ensayos científicos sobre diversas disciplinas, ampliamente reconocidos por la Academia Nacional de la Medicina, de la cual fue fundador.

El 29 de junio de 1919 es atropellado por un automóvil, en la esquina de Amadores, La Pastora, Caracas, lo que le causa la muerte al golpearse la cabeza con el borde de la acera. Sus restos fueron enterrados en el Cementerio General del Sur, para luego ser pasados a la Iglesia de la Virgen de la Candelaria, en la Parroquia Candelaria en Caracas.

A partir de entonces se generó una devoción hacia José Gregorio Hernández, entre los venezolanos, quienes le piden favores y le atribuyen milagros, por lo cual la iglesia católica inicia en el año 1949 el proceso de beatificación y canonización, siendo nombrado  “venerable” por el Papa Juan Pablo II el 16 de enero de 1986.

Deja tu Comentario

Comentarios