Gustavo Mirabal Castro hizo el trabajo “sucio” de Alejandro Andrade [FOTOS+VIDEO]

Casos de Corrupción
Comparte esta noticia en:

Nuevos ricos y caballos, una relación que se vislumbra cada vez más estrecha: Alejandro Andrade (ex tesorero nacional, con un establo en California del Sur -EEUU-, una escuadra de caballos, patrocinante de festivales y competencias ecuestres), Víctor Vargas (dueño del Banco Occidental de Descuento -BOD-, cuyos negocios prosperaron notablemente durante el chavismo, tuvo hasta 2005 un establo de caballos de polo y una docena de ponis), Arné Chacón (hermano del ex ministro Jesse Chacón, antiguo banquero, para 2009 tenía fincas con más de 50 caballos en el país y un establo en Pembroke Pines -EEUU-), Francisco Convit Guruceaga (accionista de la empresa eléctrica Derwick Associates -favorecida con grandes contratos públicos-, compró junto a sus socios un potro por 2 millones de dólares el año pasado). Mucho más anónimo que los anteriores, Gustavo Mirabal Castro -abogado, ex empleado del Banco Industrial de Venezuela- es el propietario del centro de entrenamiento G&C Farm, un paraíso ecuestre en Florida, referencia del hipismo internacional

Por Poderopedia Venezuela  | @PoderopediaVE

Una bandera de Venezuela se alza en el “Disney World de los sueños y pasiones ecuestres” -como describe la periodista de Sociales Ángela Oráa a este centro de entrenamiento-, en Florida, Estados Unidos. El Wellington de Palm Beach G&C Farm, propiedad de los esposos venezolanos Gustavo y Carolina Mirabal, tiene como visión -de acuerdo con su página web- calificar a jinetes en todos los torneos de alto nivel como las competiciones finales de la Copa del Mundo, Juegos Ecuestres Mundiales y Juegos Olímpicos. Uno de sus campeones es Emanuel Andrade, hijo del teniente y ex tesorero nacional Alejandro Andrade –investigado por corrupción-.

G &C Farm Long version from REPUBLICA Studio on Vimeo.

Hay una cancha de salto, una caminadora para ocho caballos, una caminadora individual, seis potreros; también una lavandería, un depósito de heno, un cuarto de alimentos y medicinas, apartamento de dos habitaciones para los caballerizos. G&C Farm, con un terreno de 4 acres -equivalente a 16.187,43 metros cuadrados-, comenzó sus actividades en 2009 en la ciudad de Wellington, Florida, no sólo como centro de entrenamiento, sino también como patrocinador de eventos ecuestres: $75.000 para la Copa de Naciones -todos los años durante el Festival Ecuestre de Invierno (WEF)-, $50.000 para el Palm Beach Jumper Derby, $200.000 para el Gene Mische American Invitational, así como también el patrocinio correspondiente al G&C Farm Leading Rider Award del torneo Gucci Master de Paris y las doce pruebas de 1,45 metros que incluye pruebas puntuales para el FEI Rolex Challenge. Una fortuna dedicada al desarrollo del deporte ecuestre.

Una pasión familiar

Gustavo y Carolina tienen tres hijas: todos posan en una fotografía publicada en la página web de G&C Farm como propietarios y jinetes de la organización. Gustavo Adolfo Mirabal Castro, sin embargo, es el hombre de negocios de la casa: figura en bases de datos públicas como presidente y vicepresidente de Farm G&C Inc., junto a Mónica Calabrese como directora, Iveth Landa como secretaria y Carlos Mirabal como tesorero. Pablos Barrios, María Fernanda Faría y Ramón F. Llaneza ocuparon antes la presidencia. Mirabal Castro, además, conforma junto a su esposa la gerencia de la empresa Wellington Property Holding LLC desde 2009. Su hijo, Gustavo Mirabal Hernández, fruto de su matrimonio anterior con Alexandra Bejarano Hernández, dirige, por su parte, la empresa panameña Carpe Diem Productions, S. A.

El más viejo de los ‘Gustavo Mirabal’ es el abuelo de éste, a su vez padre de Gustavo Mirabal Castro: Gustavo Alfredo Mirabal Bustillo, antiguo dirigente de Acción Democrática, ex miembro del Congreso Nacional –donde presidió la Comisión de Contraloría de la Cámara de Diputados-, ex ministro de Fomento (gobierno de Jaime Lusinchi) y ex gobernador del estado Miranda (1985). Fue uno de los firmantes del “Manifiesto por la libertad” en 2006 luego de que el presidente de la Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV), Carlos Ortega, y tres oficiales de nuestra Fuerza Armada Nacional -Coronel Jesús Faría, Coronel Darío Faría y Capitán Rafael Farías- salieran en libertad de la cárcel de Ramo Verde. En 2013, de cara a las elecciones municipales, manifestó su apoyo por el candidato de la Mesa de la Unidad Democrática para alcalde Guaicaipuro (Los Teques), en Miranda.

Otra parte de su trayectoria evidencia que la pasión ecuestre es hereditaria: Mirabal Bustillos fue propietario del stud Trabucazo, con el caballo campeón de los años ochenta, y además ocupó la presidencia del Instituto Nacional de Hipódromos a finales de esa década. Hoy su hijo Mirabal Castro tiene, además del paraíso ecuestre de Florida, al menos diez caballos inscritos en la Federación Venezolana de Deportes Ecuestres.

Caballos_2015_de_Mirabal

Fortuna bajo sospecha

“Felicitaciones a Andrés Rodríguez y Emanuel Andrade en los Juegos Panamericanos! Esta es la nueva generación de pilotos venezolanos!”, se lee en uno de los tweets de la cuenta de G&C Farm. La ventaja de tener a Andrade entre sus filas –como jinete destacado en torneos nacionales e internacionales- subyace bajo la sombra del presunto enriquecimiento ilícito del padre: el teniente Alejandro Andrade ocupó, entre otros, cargos públicos del sector financiero -presidente de fundaciones y fondos, tesorero nacional, presidente de un banco-, por cuyas gestiones ha sido sometido a investigación en Venezuela –a través de la Asamblea Nacional- y el exterior –por el FBI, según el periodista Casto Ocando-. Incluso llegó a ser interpelado públicamente por el propio presidente (hoy fallecido) Hugo Chávez.

Foto: Cortesía Twitter

Foto: Cortesía Twitter

“Discretamente, Andrade había comenzado a establecer conexiones en el sur de la Florida desde 2008 con miras a largo plazo. Obtuvo una visa de inversionista gracias a la experticia de abogados y asesores de inteligencia que contrató en Miami. Con la ayuda de su amigo el también venezolano Gustavo Mirabal, propietario de G&C Farm, una enorme finca de cría y entrenamiento de caballos de salto en Wellington, Andrade comenzó a penetrar los cerrados círculos de la aristocracia de Palm Beach a través de competencias ecuestres, una de sus pasiones que cultivó en Venezuela”, expone el libro “Chavistas en el imperio”, del periodista Casto Ocando.

Versiones extraoficiales vinculan a Gustavo Mirabal Castro con las prácticas ilícitas de Andrade: “Una fuente ultra confidencial juró con la biblia en la mano y la otra en el pecho que es el testaferro del ex escolta de Chávez”, escribió la periodista Ángela Oráa en el portal digital El Estímulo, donde indicó que Mirabal lleva “estilo de vida a lo Ralph Laurent”. Otra página web, Informe25.com, publicó un texto, firmado por Elio Márquez, titulado “¿De dónde tiene tanto dinero Gustavo Mirabal?”.

En Venezuela, Mirabal Castro trabajó hasta diciembre de 1989 en el Banco Industrial de Venezuela y al año siguiente fundó la firma de abogados Mirabal, Núñez & Asociados Despacho de Abogados S.C, actualmente llamada Mirabal & Asociados, que integra junto a Carlos Alberto Mirabal Fernández, Susana A. Alba Arteta, Edgar A. Rodríguez López y Sascha W. Blatnik. La compañía está domiciliada en Caracas y ofrece servicios vinculados a las áreas mercantil, comercial, tributaria, así como todo lo relacionado con propiedad intelectual, inversiones extranjeras y asesoría cambiaria, litigios, finanzas y mercados de capitales.

La familia Mirabal sumó otro país a sus negocios a principios de 2015: el portal digital Globalcaballos.com da cuenta de la instalación de G&C Granja Europa (C&C Farm) en la finca Añon Familia Establos, en España. “La familia de G&C está muy feliz de estar con sede en Europa, especialmente en la bella ciudad de Madrid, donde vamos a estar viviendo tiempo completo en junio de 2015″, declaró entonces el hombre de cuestionada fortuna que hoy figura como uno de los mayores empresarios venezolanos del hipismo internacional.

Con información de: El Pitazo

Deja tu Comentario

Comentarios