loading…


Amazonenses viajan al poblado colombiano de Casuarito para conseguir aceite de motor y cauchos [FOTOS]

Puerto Ayacucho.- Ante la escasez de aceite de motor para vehículos y cauchos, cada día más habitantes del estado Amazonas optan por atravesar la frontera con Colombia, por el río Orinoco, para comprar estos productos.

El pequeño poblado colombiano de Casuarito, perteneciente al Departamento del Vichada, ubicado frente a Puerto Ayacucho, al que se llega en unos 10 minutos en bongo, es el destino inmediato para adquirir en bolívares o pesos los artículos que no se consiguen del lado venezolano.

Raúl Marín, conductor de transporte pesado, indicó que en todo Puerto Ayacucho no encontró el aceite para su camión, así que fue a Casuarito y compró cada litro de aceite multígrado por 350.000 bolívares.

Cada día acuden más venezolanos a comprar cauchos y aceite en Casuarito | Foto: Nancy Faría

“Por cuatro litros pagué 1.400.000 bolívares. Mientras que en Venezuela por un solo litro ya están pidiendo un millón o más”.

Destacó que vale la pena tomar la lancha por el paso legal, donde el pasaje cuesta solo 20.000 bolívares de ida y otros Bs. 20.000 de vuelta, y sin problema se compra el aceite que se necesite.

Alternativa fronteriza

Casuarito es una comunidad de unos 500 habitantes, con una pequeña calle comercial de menos de 30 locales activos. En cuatro puestos ofrecen aceites de motor y en otros tres, cauchos para carros.
Hacia ese lugar zarpan embarcaciones, de 40 o 45 puestos, de propiedad venezolana o colombiana, entre las 6:00 am a 6:00 pm. Medio de transporte que los amazonenses plenan con el objetivo de buscar los diversos productos que no tienen en Puerto Ayacucho.

Los cauchos de segunda son uno de los productos más buscados por venezolanos en Casuarito | Foto: Nancy Faría

El comercio en Casuarito no cuenta con puntos de venta electrónicos, por lo que todos los pagos son en bolívares o en pesos en efectivo. Así que no resulta extraño ver las pilas de billetes venezolanos en mesas.

A unos 15 metros del muelle de desembarque se encuentra la primera venta de cauchos usados, donde las columnas de diversos tamaños son rodeados por venezolanos que buscan una “chiva”, como se conoce a los neumáticos de segunda en Venezuela. Allí Elí Yumare, mecánico, dijo que consiguó dos cauchos rin 13, cada uno por menos de dos millones de bolívares. “Esta es la única solución, porque en Ayacucho no hay y en San Fernando de Apure salen más de seis millones’, contó.

A solo tres metros de allí, al otro lado de la calle, se observa la cola de venezolanos frente a una mesa en la que venden aceite. “Aquí está más barato que en los otros puntos”, reconoció Yuli Martínez, trabajadora de turismo.

Más adelante, entre sacos de arroz, azúcar y diversos víveres, está una venta de aceite. El vendedor ofrece el galón de casi cuatro litros, desde 50.000 pesos en adelante o dos millones de bolívares. Marco Hernández, obrero, dice que estuvo desde diciembre esperando aceite en Puerto Ayacucho, pero solo le quedó pasar a Casuarito a comprar, porque no podía seguir esperando.

El paso a través del río Orinoco para ir de Puerto Ayacucho hasta Casuarito, población colombiana a la otra orilla | Foto: Nancy Faría

Movimiento continuo

No solo aceite y cauchos se compra en Casuarito. Los venezolanos visitantes también cargan con azúcar, café, maíz, arroz, pasta, medicinas o cada uno de los productos de higiene personal que escasean en Amazonas.

En la embarcación de regreso al lado venezolano, algunos pasajeros cuentan su anécdota de lo que compró. Entre ellos, María Medina, ama de casa, quien dijo que esa es la única forma de encontrar harina pan o arroz para su casa. Incluso, más económica que los bachaqueros de Puerto Ayacucho.
Los productos colombianos entran al país sin ninguna restricción, pues los pasajeros bajan en el muelle de la Marina y pasan ante el toldo del Seniat cargando cauchos, aceites, alimentos y demás enseres, con la satisfacción de contar con lo que necesitaban.

Comentarios

Comentarios

loading...
Resistencia Venezuela
error: Maduro Chupalo !